Inicio Cultura El Rock huele a Jerez

El Rock huele a Jerez

387
Compartir
El Rock huele a Jerez

“El mundo del rock está de enhorabuena, el Vino de Jerez ha llegado al Rock” Francisco J Becerra.

Adjuntamos este gran artículo de Lorena López (Madrid) para la sección de Cultura de ABC. 
Un sueño, cosechado entre las bambalinas del festival Monkey Week, toma vida después de tres años. Un maridaje perfecto entre vino y música, música y vino ha tenido como resultado la nueva Gibson SG Cutome Osborne: una guitarra eléctrica construida a partir de las barricas de más de cien años donde hasta ahora habían envejecido los vinos y brandies jerezanos de las Bodegas de Osborne, en el Puerto de Santa María (Cádiz).

La madera, procedente de la Cordillera de los Apalaches (Nashville, Tennessee, EE.UU.) -cuna de la legendaria guitarra Gibson- volvió a su localidad de «nacimiento», donde se encuentra la fábrica de Gibson Custom para ser convertida en una guitarra cuyo último destino sería de nuevo España.

Este modelo ha tenido como inspiración la icónica Gibson SG –la preferida de artistas como Santana o Angus Young, guitarrista de AC/DC– por su diseño distintivo en el que los cutaways replican los cuernos del icónico toro de Osborne; pese a que el encargado de presentarla y mostrarnos la versatilidad de esta guitarra eléctrica ha sido Diego García «El Twanguero», ganador de un Grammy.

Sobre su coste poco hemos podido saber más allá del «corazón, las ganas y la ilusión» que se han puesto en este proyecto así como el trabajo de uno de los mejores (por no decir el mejor) equipos de Gibson Brands, según Iván Llanza, director de comunicación de Osborne.

Desde ahora se expondrá en el Museo del Toro junto con un sinfín de obras de arte, «aunque no descartamos colaboraciones puntuales por artistas vinculados con la marca, o con el propio Diego». «No tenemos un plan de actuación, pero no descartamos que salga del museo. Las guitarras tiene que ser tocadas», afirmó.

Una Gibson de museo

Su principal característica es, sin duda, su material que forma la parte delantera del cuerpo de la guitarra y el diapasón: madera de roble americano de las barricas de la sede de Osborne en la localidad gaditana seleccionada durante el festival de música Monkey Week 2014 que sería confeccionada en la fábrica de Gibson Custom en Nashville, Tennessee.

Este material favorece su sonoridad por la flexibilidad de la madera que permite una mejor transmisión acústica permitiendo crear una infinidad de sonidos sin necesidad de aparatos externos como demostró Diego García «El Twanguero» en su presentación. Para reforzarla, la parte trasera ha sido elaborada con caoba de color vino. El hardware está chapado en oro de 14 quilates, del mismo color que el «fino» de Osborne, y el acabado es una combinación de laca nitrocelulosa y aceite de Tung que se aplica a mano para posteriormente pulirla y conseguir un estilo envejecido.

No podemos decir que es única, pero casi. La casa Gibson ha realizado una copia que expondrá en el museo particular de Gibson Brands.

Fuente: Lorena López (Madrid) para ABC.
Fotos: Portada: Bedlam in Belgium,  Foto: Gibson.