Inicio Cultura Entrevista a Manué de Mané

Entrevista a Manué de Mané

5737
0
Entrevista a Manué de Mané

Calle la Liebre en “el taller de la alegría”, A cincel y martillo acaricia Manuel José Ramos una de sus nuevas obras, una nueva y única creación que sólo un gran artesano puede hacer, la música se funde con el compás del trabajo, caladas a un cigarro fundiéndose entre el humo, la ceniza incandescente y las letras de la marca del tabaco. “La razón está en la observación” dijo alguien apellidado (di ser Piero) Da Vinci, Manuel lo sabe, lo siente… mira su pieza, su nueva niña.

Entrevista a Manué de ManéLo numera y lo firma, lo acaricia con su verdadero nombre: Manue de Mané.

Caminamos hacia Tabanco Plateros, uno de estos establecimientos que ha dado carácter a la denominada por esta Sacristía ‘la reinvención del Tabanco’. Justo allí encontramos a Manué, está echando el candado a su bicicleta, nos saludamos efusivamente y nos sentamos en los taburetes de una de las mesitas de la terraza de este fantástico Tabanco. Nos traen refrigerio, un Oloroso con una pizca de Cream para Manué (él lo denomina ‘la Castaña’) y para el que escribe un Jerez Oloroso de primera marca, presentamos nuestros vinos con un brindis y empezamos la entrevista.

F.B: Francisco José Becerra | M.M: Manué de Mané

F.B: ¿Cuáles son tus influencias?

M.M: La Mayor parte de mis influencias ha sido el entorno donde me he criado y la profunda influencia de mi abuelo, que en paz descanse. Él era amigo de muchos bodegueros y el hecho que yo estuviera viviendo en una tierra de vino, y que siempre coqueteara con el mundo creativo y de las artes desde pequeño, me hizo reafirmarme y sacar el jugo que me daba mi entorno. Hasta que ya de jovencito, con la edad de 16 y 17 años empecé a mostrar mi artesanía trabajando directamente en una carpintería.
Entrevista a Manué de ManéF.B: ¿Cuál es el vino de Jerez que más te inspira Manué?

M.M: Yo mezclo el Jerez Oloroso con una pizca de dulce, Un nombre propio que le he dado yo, lo denomino la castaña.

Entrevista a Manué de ManéF.B: Y tras ese vino que te inspira… A mi particularmente de tus innumerables trabajos me fascina la bandeja de catas del Tabanco Plateros y ‘la mesa fría’ del Tabanco San Pablo, háblanos de tu obra en el Tabanco jerezano.

M.M: Lo de ‘la mesa fría’ se me ocurrió gracias al hecho que yo estuviese trabajando mucho tiempo en la hostelería, por aquel entonces, cada vez que me pedían una cubitera para enfriar el vino acababa en algo molesto, ya que muchas veces no había sitio donde ponerla. Y una vez que ya me centré en dedicarme a esto de la artesanía, vi que había que hacer ‘muebles funcionales’ y de hecho pensé en una mesa que ya llevase la cubitera incorporada, para tomar el vino que deba servirse frío y por supuesto no te incomode a la hora de tapear. Ya sea con el Fino o cualquier otro vino blanco.

Entrevista a Manué de ManéTambién en Tabanco Plateros realicé diferentes bandejas de catas para poder disfrutar de toda una gama diferente de jereces en una terraza y en el Romate realicé una serie de mesas y taburetes. Hoy en día se están cerrando algunos trabajos en otros tabancos jerezanos.

F.B: En la pasada Feria del Caballo hemos visto una promoción que has tenido de unas ‘mesas frias’ abatibles…

M.M: Tuve esa idea debido a que la feria es en una fecha determinada donde empieza apretar el calor, y al ver el abrir y cerrar de las neveras en las caseta, observé que muchas veces no se mantiene todo lo frío que debería estar este Jerez (por el Fino), y se me ocurrió hacer la mesa fría abatible que no fuera incomoda para recoger, y poder baldear un poco manteniendo también incorporado ese sistema de enfriado.

F.B: Una pregunta obligada Manué. Ya sabemos Mane el vino que más te inspira, pero ¿Cuál es el que más te ilumina a la hora de trabajar?

Entrevista a Manué de ManéM.M: Mira a la hora de trabajar… Yo tengo un amigo bodeguero que me regala de vez en cuando una botellita de Palo Cortado, y con ese ‘Palo Cortao’ me mojo un poco el paladar, ya que tampoco voy a beber trabajando y me puedo cortar un dedo (Risas), pero lo que sí es cierto, el paladar lo necesito tener nutrido y con buen sabor. Y ya el hecho de cortar las duelas que poseen ese aroma del vino hace una mezcolanza entre el olor y el sabor que me hace disfrutar más aún si cabe de mi trabajo.

F.B: ¿Este arte de la artesanía se da en otros sitios de España?

Entrevista a Manué de ManéM.M: Que yo tenga entendido no, con todos mis respetos la tonelería es un fascinante mundo, de hecho hay algunos toneleros que han fabricado algún que otro tipo de mobiliario funcional, como una banquetita, una mesa o un “sota, caballo y rey”. Que con todos mis respetos a estos trabajadores, quise ir un poquito más adelante en esa funcionalidad, y realizar lámparas, mesas frías, bandejas de catas, jamoneros…y con respecto a nivel nacional, en la Rioja no sé si puede haber alguien creativo que haya hecho algo parecido a lo que hago yo, pero en Andalucía y sobre todo en nuestra baja Andalucía soy el único artesano que se dedica a este mundo.
F.B: ¿Todos los materiales que utilizas son procedentes de una bota Jerezana?

Entrevista a Manué de ManéM.M: Si, de hecho suelo ir personalmente a diferentes ‘batieros’ de diversas bodegas para seleccionar las duelas de las botas jerezanas que me servirán para mis trabajos, justo allí empieza muchas veces la inspiración.

F.B: ¿Y por qué muebles funcionales?

M.M: El arte te inspira los cincos sentidos, el arte puede estar en una persona que te habla con dulzura y te transmite una satisfacción, otra persona que pinta y te inspira, te motiva la vista, el que canta… yo creo que mi arte puede inspirar por ser una obra estética, pero fuera aparte te nutra visualmente, creo que debe de ser muy importante de que sea práctico y posea una doble función, por eso lo llamo arte funcional porque es un arte que tiene una funcionalidad.

Entrevista a Manué de ManéF.B: ¿Estás trabajando Manué por una patente del mueble jerezano?

M.M: Yo creo que el que la persigue la consigue, yo quiero que Jerez no tenga solo la visión del arte flamenco, el vino o el caballo, siempre con gran respeto insisto. Quisiera también hubiese un mueble que identifique a Jerez, un mueble jerezano realizado sólo y exclusivamente con barricas o botas de vino jerezano.

F.B: Hemos observado que en diferente establecimientos El Consejo Regulador ha regalado a los establecimientos que pertenecen a la Ruta del Marco un peculiar copero…danos una visión particular ¿El Jerez se empieza a mover?

M.M: ‘Apoquitapoco’ si, además ya va siendo hora, el vino de Jerez tuvo una mala fama por el hecho de que es un vino incomprendido muchas veces por su alta graduación. Lo que sí es verdad, es esa visión de vino cabezón (refiriéndose a Jerez) está cambiando, unos de los que han retomado esa confianza han sido los Tabancos, la artesanía o gente como ustedes… ‘apoquitapoco’ estamos volviendo a situarnos en el lugar que corresponde a Jerez en materia vitivinícola, de hecho, ya nos han nombrado Capital del vino y esto va ‘palante’.

Entrevista a Manué de ManéF.B: Gracias por tus palabras Manué… Pero además de la vuelta de los Tabancos, la artesanía, las visitas a los templos bodegueros… parece que empieza a moverse un pequeño tejido industrial y turístico sobre el vino de Jerez y entre ellos la creación de las diversas Rutas. Háblanos de tu incidencia con un copero en la Ruta del Marco con el Consejo Regulador.

M.M: El copero (colocado en cada establecimiento de la Ruta del Marco) fue a través de un encargo que tuve de una bodega, el Consejo Regulador buscaba un artesano que estuviese vinculado con este mundo del vino, entonces concretaron conmigo en reunirnos, y me dejaron que yo me inspirara y mezclé un poco lo que era un copero funcional inspirándome un poco en la bota del vino. Por eso el copero tiene forma de media barrica, y a la vez tiene su duela la cual aguanta, sostiene, acaricia esas copas.

F.B: ¿Cómo apuestan las bodegas por artesanos de la tierra? Sabemos que empresas como la Bodega González Byass ha contado contigo para el diseño y elaboración de un ‘posabotellas’ exclusivo y artesanal con el que presentarán una selección limitada de Finos Palmas, tipología de vinos de Jerez añejos…¿Has vuelto a ver más interés por las casas bodegueras en este tipo de muebles? ¿Cómo fue ese detalle con González Byass?

M.M: Eso fue que en la edición pasada de Vinoble, hace 4 años atrás en el 2010, tuve la oportunidad de estar allí y tuve un contacto con uno de los directivos de González Byass. Ellos al ver mi trabajo, visitaron mi página web, observando que era el ideal para sacar de alguna manera artesanal un copero. Ya que ese vino también es muy artesano.

Entrevista a Manué de ManéLes hice diferentes bocetos, hasta que llegamos a la conclusión de que este proyecto fuese sencillo, artesanal, hechos todos a mano uno por uno. En total se seleccionaron 50 unidades que están repartidas en Londres, Madrid y en uno de los grandes gourmet de toda España.

Y aparte de trabajar con la bodega de G.B también estoy trabajando para las bodegas Caballero, decorándole la zona de visitas de los turistas. Con ‘mesas frías’, banquetas, botelleros toda una gama de mobiliarios para decorar la zona de visitantes. Todas las piezas intento que tengan una similitud exacta, pero ahí, la grandeza de la artesanía de que todas las piezas se parezcan pero todas al mismo tiempo mantienen su personalidad. De hecho todas están numeradas.

F.B: ¿Piensas acercar tus muebles a otros rincones de España y el mundo?

M.M: De hecho estoy en ello, tengo piezas en Francia de un particular que le decoré una bodeguita, poseo trabajos en Japón concretamente en dos establecimientos de Tokio. En Hawái por un militar de la base de Rota que contactó conmigo, y así a nivel regional y nacional, pues en Granada concretamente en Alcudia de Guadix decoré el museo del vino, realicé trabajos en Málaga, también en la provincia de Cádiz en establecimientos del Puerto de Santa María, en Zahara de los Atunes, Vejer, Medina Sidonia y también en la Capital de España en Madrid y por supuesto en mi tierra, Jerez.Entrevista a Manué de ManéEntrevista a Manué de Mané
F.B: Ha sido un auténtico placer hacerte esta entrevista Manué, gracias por acercarnos a este fantástico mundo de la artesanía y seguiremos caminando ‘apoquitapoco’, mediante nuestro trabajo y el orgullo de defender nuestra cultura y nuestros vinos. Gracias amigo por hacer cultura.